Dedicada al turismo hace más de VEINTE AÑOS

Mi foto

Al regresar de los viajes, hay una recompensa
Al volver , uno "encuentra de veras" , aquello que fuimos a buscar
Lo más significativo que vimos y descubrimos se   "ilumina" en el recuerdo , nutre nuestra mente y nuestro corazón
Por eso,regresar no deja de ser " una fiesta para el alma!

PORTUGAL. PORTO

PORTO EN PORTUGAL
Es muy fácil enamorarse de esta ciudad
Ingresamos a ella por la parte comercial y legislativa, por lo que vimos la Ciudad nueva, pujante 
Con grandes edificios y amplias avenidas y plazas
Pero nosotros queríamos conocer la zona antigua de la ciudad, en realidad es lo mismo que buscamos siempre al llegar a las ciudades
Buscamos sus comienzos, su historia
Por lo que al llegar, dejamos el auto en un estacionamiento y comenzamos a transitar sus empinadas calles
La verdad es que caminar esa zona de Porto no es fácil
Pueden tomar un viejo,pero lindísimo tranvía que los llevará por los lugares más significativos de Porto
Pero como todo... el esfuerzo vale la pena
Porque caminar el viejo Porto
 y mirar sus calles
Su ayuntamiento
sus avenidas
su puerto comercial
sus playas
su malecón
 sus tiendas,sus casas
sus monumentos 
Sus puentes y ciudades enfrentadas

BREVE HISTORIA DE OPORTO
Oporto, la ciudad que ha dado nombre a Portugal, antiguamente Cale, era una pequeña aldea celta ubicada en la desembocadura del Duero a la que los romanos añadieron un puerto, puerto de Cale "Portus Cale", origen del topónimo Portugal.
La pequeña aldea fue ocupada por los romanos convirtiendo a Portus Cale en parada obligada en la ruta entre Braga Lisboa
En el año 456 fue tomada por el rey visigodo Teodorico II.
Los visigodos gobernaron la ciudad hasta el año 716 en que fue conquistada por los árabes.
Los árabes permanecieron en Oporto hasta que fue reconquistada por el rey Alfonso I de Asturias. Tras la reconquista quedó casi abandonada hasta que, en el 880, el último rey asturiano Alfonso III el Magno la mando repoblar.
En 1096, el rey Alfonso VI de Castilla y León casó a su hija Teresa con Enrique de Borgoña y les concedió un condado el "Condado Portulacense" con capital en Oporto.
La independencia del Reino de Castilla y León
El artífice de la independencia del Condado Portulacense del reino de Castilla y León fue Alfonso Enríquez, hijo de Teresa y Enrique de Borgoña, que en 1138 venció en la batalla de Ourique a los musulmanes. Esta fecha es considerada la base de la independencia de Portugal.
Cinco años después, en 1143, el conde Alfonso Enríquez consiguió ser reconocido como rey de Portugal por el rey Alfonso VII de Castilla y León, con el nombre de Alfonso I Enríquez, consolidándose la independencia de Portugal.
En 1383 la ciudad de Oporto apoyó el levantamiento del Gran Maestre de la Orden de Avis, el futuro rey Juan I de Portugal, contra los castellanos que asediaba en Lisboa
En 1387 Juan I de Portugal se casó con Felipa de Lancaster, nieta del rey Enrique III de Inglaterra, matrimonio del que surgió el Tratado de Windsor y con él la alianza militar en vigor más antigua del mundo entre Portugal e Inglaterra.
En 1394 nació en Oporto Henrique "el Navegante", hijo de Juan I de Portugal.
Los Descubrimientos enriquecieron a Portugal que se convirtió en el centro europeo del comercio marítimo, y sus puertos, entre ellos el de Oporto, vivieron una época de fuerte dinamismo.
 En Oporto se desarrolló una gran actividad marítima y comercial que la puso a la cabeza de la industria portuguesa de construcción de buques.
Desde 1415 a los habitantes de Oporto "portuenses" también se les conoce como "tripeiros" debido al gran sacrificio que tuvieron que soportar durante la conquista de Ceuta por los portugueses.
OPORTO ESPAÑOL
Durante 60 años, de 1580 a 1640, España y Portugal estuvieron unidos en el Imperio más grande conocido
En 1580 Oporto se puso del lado del prior de crato contra el rey Felipe II de España, que se disputaba el tono portugués
También apoyó la revuelta de Lisboa de 1640, que puso fin a la unión de los dos países
En 1756 Oporto se convirtió en el centro de la insurrección contra el Marqués de Pombal que pretendía crear un monopolio británico con los vinos de Oporto.
La dominación española supuso un gran crecimiento urbano y administrativo para Oporto. Los dos países unidos eran la envidia del mundo.
 Fue una era de grandes producciones artísticas que culminaría en el llamado Siglo de Oro de Oporto, el XVIII.
Durante la invasión napoleónica, los españoles ocuparon Oporto en 1807.
Dos años después, en 1809, fue recuperada por el general Soult para los franceses.
El siglo XVIII, época dorada de Oporto, la ciudad experimentó un cambio colosal, llenándose de bellos edificios de corte neoclásico y barroco.
 El motor de la pujanza económica se debió al desarrollo de la industria asociada a sus famosos vinos.
Oporto ciudad liberal y progresista.
Su tradición de lucha por los derechos civiles ha dado a Oporto su fama de liberal y progresista.
Durante el siglo XIX fue cuna de importantes poetas y escultores.
En el año 1820, Oporto es escenario de un levantamiento militar que acaba con la monarquía absoluta dando paso a una constitución liberal.
Oporto fue el bastión de Pedro IV de Portugal y I de Brasil, en las luchas entre liberales y absolutistas.
 De 1832 a 1833 la ciudad aguantó el asedio de los absolutistas.
Con la ayuda de España los absolutistas se rindieron.
 No obstante, la victoria liberal se fraguó a costa de numerosos sacrificios de los habitantes de Oporto, que heroicamente se batieron en defensa de la Carta Constitucional.
En 1890 se construyó el puerto de Leixoes que impulsó el crecimiento económico de Oporto y, a principios del siglo XX con la llegada de la República, la ciudad se transformó.
Símbolo de esta época es la construcción de la Avenida de los Aliados.
Oporto a partir del siglo XX
Ayuntamiento de Oporto
En 1919, un intento de independencia e Lisboa, llevado a cabo por Paiva Couceiros, convirtió a Oporto, provisionalmente, en capital del Norte de Portugal.
La inmediata reacción republicana acabó con el levantamiento.
Durante la dictadura de Salazar, que perduró hasta la Revolución de los Claveles de 1974, se mejoraron mucho las infraestructuras, destacando en Oporto la construcción del puente de Arrábida en 1963.
En 2001 Oporto fue, junto a Rótterdam, capital cultural de Europa y, para tal evento, se construyó el llamativo auditorio "casa da Música"
 en Boavista, símbolo de esta capitalidad.
Hoy Oporto, económicamente hablando, se está quedando a la zaga de Lisboa, aunque sigue manteniendo su fama de ciudad trabajadora, abierta y acogedor
Llegamos hasta LA TORRE DE LOS CLERIGOS
Esta torre es la más alta de Portugal de 6 andariveles y se encuentra a 300 metros del suelo
Se comenzó a construir en el año 1754 y se finalizó en 1763
Una vez que logramos llegar a lo alto de la torre, escalón por escalón... Uffff
La vista desde allí nos encandiló
Las casas bajas con sus techos rojos de tejas a dos aguas, 
el rio Duero, con los ravelos surcándolo
o amarrados en la costa
 sus puentes (uno de ellos también realizado por Eiffel) y que tiene dos andariveles, uno para vehículos y peatones y otro para los trenes
La ciudad que se encuentra frente a Porto VILA NOVA DE GAIA
Cruzando el puente
Enfrente,Porto
Todo era un regalo al esfuerzo de llegar hasta el punto más alto de la torre
El río Duero es un río ancho y vigoroso, por allí en sus "RAVELOS! (pequeños barcos de vela), que aún hoy surcan sus aguas
Transportaban los toneles de vino que se produce en la zona y que caracteriza al lugar
Es una ciudad muy, muy vieja... tanto que cuando Lisboa era solo una fortaleza morisca, Porto era ya una ciudad dedicada al comercio de la sal, pescado y vino
Sin duda Oporto o Porto, es una ciudad con historia propia, pero también debemos aceptar que es conocida mundialmente porque desde allí salen unos de los mejores vinos del mundo
Unos vinos especiales que llevan el nombre de la ciudad OPORTO
Pués bien, como decíamos estas zonas aledañas a Oporto fueron por siglos tierras en donde se plantaban viñedos y se extraían uvas con las que se hacían excelentes vinos
Pero… al querer exportarlos y trasladarlos desde Porto “en los “rabelos” hacía Inglaterra, España, Francia, por ejemplo, no siempre ellos llegaban en optimas condiciones
En muchas oportunidades llegaban convertidos en vinagre (que también vendían, pero a menor precio del que podían hacerlo con el vino)
Fue entonces donde investigaron de que manera podían conservarlos en optimas condiciones por más tiempo y fue allí que se dieron cuenta que si le agregaban AGUARDIENTE se detenía su fermentación y fijaban los azúcares
Detuvieron el proceso que hacía que el vino se agriara, pero se convirtió en otra clase de bebida
Una bebida más dulce
Que afortunadamente agradó a todo aquel que lo tomaba
Por ser más dulce se dejó de tomar durante los almuerzos y cenas, pero se comenzó a tomar en el mundo entero al servir los postres
Una vez que llegamos a Oporto y conocemos una cantidad de iglesias de todas las épocas, recorremos su centro histórico, subimos a al Torre de los clérigos que es un imperdible, continuamos luego hacía…

Vila Nova de Gaia

Aunque a primera vista pueda parecer que Vila Nova de Gaia forma parte de Oporto, en verdad se trata de otra ciudad Portuguesa.
 Se encuentra situada en el margen izquierdo del río Duero, justo enfrente de Oporto.
En Vila Nova da Gaia podréis dar un paseo por la orilla del río, dar un paseo en barco por el Duero o visitar algunas de las afamadas bodegas donde se fabrica el vino con denominación de origen de Oporto.
Una de las estampas más típicas de este paseo son los llamados "rabelos", unos barquitos de madera que se construyeron originariamente para el transporte de los toneles de vino y hoy en día se utilizan como reclamo turístico para hacer pequeños cruceros por el Duero.

Cómo llegar

Para llegar a Gaia desde Oporto basta con cruzar el Puente Luis I.
 La forma más cómoda de cruzarlo es a pie o en autobús por la parte baja del puente.
De este modo llegaréis a la orilla del río de Vila Nova, que es justo la zona donde están situadas todas las bodegas.
En Vila Nova da Gaia podréis visitar montones de bodegas de vino de Oporto. En cada una de ellas un guía os acompañará a lo largo de las instalaciones de la bodega explicando dónde hacen la vendimia y el proceso de elaboración de sus vinos.
Al final de la visita, en cada bodega les ofrecerán dos copas de vino para su degustación: una copa de vino tinto y otra de vino blanco.
Bodegas más famosas
Estas son algunas de las bodegas más famosas de Oporto:
BODEGA RAMOS PINTO
Fundada en 1880 por Adriano Ramos Pinto la bodega se ha convertido en una de las más famosas de Oporto. 
En la visita tendréis acceso a la oficina de Adriano reconvertida en museo.
Famosa además de por sus vinos por su misterioso logotipo, Sandeman es una de las marcas más internacionales de vino de Oporto.
En esta visita el guía os acompañará vestido como el "Don de Sandeman".
Sin ser tan conocida como las anteriores, la Bodega Ferreira es una de las más especiales de Oporto.
Está construida sobre un antiguo convento y la visita merece mucho la pena.
·         

Sin desmerecer la calidad de sus vinos, la visita a la Bodega Calem, resulta menos interesante que la de otras bodegas de Oporto.
 No ofrece nada especialmente destacable.
 Consejos
Es recomendable pedir la hora de visita con tiempo, ya que la guía se hace en el idioma que elige la primera persona que compra las entradas.
Si tienen planeado visitar varias bodegas, podrán ahorrar comprando entradas combinadas como la que incluye las bodegas de Sandeman, Offley y Ferreira.
Cerca de las bodegas, las agencias de paseos en barco les ofrecerán entradas para algunas bodegas al hacer los tours.
 Analicen si realmente la oferta es interesante, ya que en algunos casos las bodegas que ofrecen son de visita gratuita.
También pueden dar un paseo en calesa por la rivera del Duero en Vila nova da gaia
Luego de realizar la visita a la o las bodegas en Vila Nova do Gaia, yo sugiero que se dirijan “a la ribera”.
Este lugar es la ribera del río Duero y allí hay una gran cantidad de restaurantes y lugares de venta de vinos
Sentarse allí y ver caer la tarde,
 es uno de los espectáculos más bellos que yo he visto en Porto las dos veces que he estado en esa ciudad
La primera vez que estuve hacía mucho frío, por lo que me senté en un bar en el exterior para no dejar de ver la belleza del río, 
Los Rabelos, amarrados en la orilla de enfrente (en Vila Nova do Gaia), los puentes… y allí disfrutando de ese hermoso paisaje me comí una riquísima croqueta de bacalao y me tome una copa de Oporto caliente
Esta segunda vez regresamos a Porto u Oporto, con queridos amigos
Abel y Mecha  así que luego de encontrar un hotel, fuimos al puerto y a  a cenar 
a uno de los restaurantes que se encuentran en la ribera
y vimos como de a poco la luz natural daba paso a la noche 
y la noche trajo consigo unas maravillosas vistas del puerto iluminado,
 el río, el puente y todas las luces de las bodegas de la Vila enfrentada, encendidas.
Y así de pronto la noche se convirtió, nuevamente en mágica
Al salir del restaurante y ya recorriendo el camino para retirarnos al hotel para descansar, Norber compró un Oporto y Abel unas masas dulces y entre todos decidimos sentarnos en un banco en la ribera y allí mismo nos tomamos el oporto y comimos los dulces, mientras nos dejábamos transportar por esa magia a la que hacía referencia
Las luces de colores, la música que llegaba de alguno de los restaurantes y la alegría de estar juntos y compartiendo felices, este maravilloso viaje hicieron que de verdad este sea otro momento “para guardar en la mochila de los buenos recuerdos”
Oporto quedó guardado en nuestra memoria , como un lugar MÁGICO..
Nos divertimos mucho, reímos y caminamos muchísimo por la rivera del río
Cruzamos el hermoso puente de metal, todo iluminado y disfrutamos del entorno y de la compañía
Vivimos una de esas noches , que uno quisiera que no terminaran

Disfrutamos plenamente de Oporto, mañana veremos adonde nos lleva la ruta