COSTA DE LA SAUDADE O COSTA REAL

COSTA DE LA SAUDADE
Lo más parecido que podemos decir en español es: La costa de la melancolía y el anhelo
Esta es la costa que tenemos muy cerquita de Lisboa
Es una costa protegida de los vientos del Atlántico y tiene bellas playas y calas de arena blancas
Por estos motivos los más ricos y nobles de Portugal la eligieron para edificar allí sus casas vacacionales
En la época de la 2º guerra mundial, se reunían aquí los nobles de toda Europa
Ellos trataban de llegar hasta Lisboa, porque desde allí era más fácil dirigirse a la América libre
(En la película Casablanca vemos justamente eso)
En estas costas encontramos muy bellos pueblos, que alguna vez fueron solo puertos de pescadores, pero con los años se han convertido en hermosas ciudades y bellísimas y ricas villas de veraneo
ESTORIL
Es actualmente un elegante barrio de Lisboa.

Muchos de los lisboetas viven allí y se dirigen a Lisboa para realizar su trabajo
Por su ubicación el clima es agradable casi todo el año, sus playas de arenas blancas, sus suntuosas villas, sus amplias avenidas llenas de palmeras,
 hacen de Estoril un lugar bello, tranquilo, agradable


Sus canchas de golf, su casino (el más grande de Europa construido en 1968) competencias deportivas de todo tipo, regatas, congregan durante el verano a una muy elegante clientela internacional
Muy cerca de allí se encuentra CASCAIS, QUELUZ, SINTRA
A todo este litoral se le ha puesto el nombre de “COSTA REAL”, por los palacios que aquí se encuentran y también por los príncipes y reyes que los construyeron y en esta zona se asentaron
CASCAIS
Fue elegida esta población sobre el Atlántico en 1870, por la familia real para erigir allí el palacio veraniego
De esta manera “la corte toda, se trasladaba a Cascáis en el verano”
Así llegaron al lugar muchos arquitectos de renombre mundial y familias nobles y aristocráticas que construyeron allí sus residencias
El Palacio real o ciudadela, erigido sobre un montículo continúa siendo hoy en día la residencia veraniega del jefe de estado
Cascáis, es un puerto de pesca y una aminada ciudad en la que viven muchos lisboetas
Su centro viejo, fue remodelado y en sus calles peatonales encontramos muy bellas tiendas de renombre internacional
En una antigua mansión del siglo XIX, sobre el mar, funciona el museo y biblioteca de los Condes de Casteo Guimarães
 (Visitas guiadas de 45 minutos de 10 Hs a 17 Hs .Cerrado los Lunes y festivos)
En este lugar se conservan muebles portugueses y azulejos de los siglos XVI y XVII, tapices , jarrones , un órgano de 1783 y piezas de diferentes colonias que pertenecieron a Portugal
Vale la pena una visita
SINTRA
Es un lugar que tiene algo de mágico, de cuentos de hadas, por el enclave mismo… ya que, los palacios están en lo alto de la Sierra de Sintra, en medio de mucha y frondosa vegetación
Trasladarse por sus caminos es una maravilla
Los ojos no alcanzan a ver tanta belleza, porque de repente aparecen una y otra vez, las torres de los castillos o palacios entre los árboles, lo que hace que nos detengamos a cada momento para poder apreciarlos en todo su esplendor
Sintra es un destino ideal para pasar un día o mejor aún, dos, fuera de Lisboa y recorrer tranquilos toda esta costa
Ver sus palacios, Castillos y elegantes quintas harán que sin duda queden hechizados por ella
En 1995, toda esta zona fue declarada Patrimonio Nacional de la Humanidad por la Unesco
La residencia real que allí se encuentra fue durante siglos el lugar preferido por los soberanos  y la élite portuguesa para pasar los meses veraniegos
Es un remanso de paz y verdor
Esto no solo atrajo a reyes y aristócratas, sino también a escritores y pintores, que eligieron este lugar para radicarse
Uno de ellos es por ejemplo L0rd Byron, quién fijo aquí su residencia definitiva
En el lujoso hotel, otrora Palacio de Sesteáis y antigua residencia del embajador de Holanda,  se firmó el tratado de la Convención de Sintra (1808), entre ingleses y franceses, por el que los invasores franceses pudieron regresar sin pérdidas a su país, lo que supuso una gran decepción para los portugueses, aliados de los ingleses
En varios lados he leído que Sintra tiene tres barrios
1º) La ciudad vieja, que se encuentra cercana al palacio real
2º) La ciudad moderna o Estefanía
3º) El antiguo pueblo de san Pedro
En realidad llegar hasta el palacio real no es demasiado complicado, pero moverse dentro de Sintra en auto y tratar de llegar a los otros dos poblados, si lo es
Las calles son intrincadas, muy angostas y no hay lugares para dejar los vehículos
Si se desea caminar puede hacerse, pero deben tener una muy buena condición física ya que
Lo intrincado de las calles, la falta de veredas y el hecho de que sean empedradas dificultan el caminar
Desde los muchos miradores que se hallan en las ruta se pueden aprecia las diferentes construcciones, de la que destaca, sin duda el Palacio real, con sus dos enorme torres cónicas, que son a su vez chimeneas
Ø PALACIO REAL

También se lo conoce como Palácio da Vila, fue residencia real hasta la instauración de la República, cuando pasó a ser utilizado como edificio público con fines culturales.
Sus paredes están cubiertas por algunos de los azulejos más antiguos y mejor conservados de Portugal. En su interior podemos distinguir varias zonas bien diferenciadas:
Ø  La Sala dos Cisnes, antaño escenario de fiestas y banquetes reales, está ricamente decorada con frescos de más de 25 cisnes.
En la Sala dos Brasões los azulejos en blanco y azul adornan cada hueco hasta alcanzar la bóveda octogonal que corona el techo. 

También en esta sala podemos observar los blasones de numerosas familias nobles del siglo XVI.
En la Capela Palatina destacan por su belleza los mosaicos policromados de influencia árabe del suelo y el techo tallado en madera.
Cuenta una vieja leyenda que las urracas pintadas en la Sala das Pegas encarnan a las damas de compañía del rey João I; este, al ser sorprendido por la reina besándose con una de ellas, empezó a ser objeto de burlas por parte de las damas de palacio y en venganza decidió dedicarles esta sala.
Por último, la cocina palaciega, desde donde parten las inmensas chimeneas de casi 33 metros, era donde se cocinaban las presas del rey João I, muy aficionado a la caza.
Puede visitarse y recorrer su interior
Horario:
09:30 a 18:00 (invierno)
09:30 a 19:00 (verano)
Última entrada media hora antes del cierre.Cerrado 01/01 y 25/12.
Precio:
Niños hasta 5 años: gratis
Jóvenes hasta 17 años: 7,5 €
Adultos hasta 64 años: 9 €
Jubilados: 8,5 €
Familia (2 adultos + 2 jóvenes menores de 18 años): 31 €
Combinados (validez de 30 días)
Pena + Palacio de Sintra: 21 € / Familia 66 €
Pena + Palacio de Sintra/Queluz + Mouros/Montserrate: 25 € / Familia 81 €
Pena + Palacio de Sintra + Mouros + Monserrate + Capuchos: 32 € / Familia 99 €
Pena + Palacio de Sintra + Mouros + Monserrate + Capuchos + Queluz:  38 € / Familia 120 €Lisboa Card: 2 € de descuento
Si lo visitamos un domingo antes de las 14:00, la entrada es gratuita.

      PALACIO NACIONAL DA PENA
Es el monumento más característico de Sintra y su fama es bien merecida.
Se alza sobre la Sierra de Sintra y está rodeado por un jardín en el que conviven miles de especies botánicas procedentes de todo el mundo.
Aunque se puede llegar hasta la entrada en coche o en autobús, te recomiendo que empieces tu recorrido al comienzo del parque, pues el entorno natural y las vistas a la subida merecen este paseo de apenas media hora.
Cuesta creer que este suntuoso castillo fuera, en su origen, un monasterio de frailes jerónimos
Cuando éstos se trasladaron a la zona de Belem en Lisboa, Fernando II compró las ruinas y el arquitecto de origen alemán Ludwig Von Eschewege dirigió su reconstrucción y ampliación para convertirlo en residencia de verano de la familia real portuguesa.
 Tras la adquisición del palacio por parte del Estado, éste permanece abierto al público desde 1910.
Como podremos apreciar en nuestra visita, en la reconstrucción del palacio, que data del siglo XIX, se incluyeron diversos estilos arquitectónicos: motivos mudéjares y manuelinos se integran con torres góticas y mobiliario barroco en su interior, dando lugar a este extravagante y espectacular castillo.
Cómo llegar
Para llegar al Palacio da Pena, una vez en Sintra, puedes hacerlo o bien en coche o bien en autobús.
Si optas por el autobús -que puedes tomarlo junto a la Oficina de Turismo de Sintra-es el nº 434 de Scotturb, llegarás hasta una explanada donde se encuentra la puerta que da acceso al Palacio y al Jardín da Pena.
·         Si por el contrario van en coche (hay muy buenas indicaciones hacia el Palacio desde que entras en Sintra)
·         Te recomiendo que lo estaciones al comienzo del recorrido (no se permite el acceso a la explanada de entrada a vehículos privados)
Y luego suben paseando hasta la entrada del castillo.
Sea como fuere, el último tramo de recorrido (unos diez minutos) hasta la puerta del propio castillo debe hacerse a pie o tomar un microbús
Te aconsejo planificar tu visita al Palacio da Pena a primera hora de la mañana, pues dado que es el monumento más frecuentado de Sintra se forman largas colas a partir de media mañana.
También tengo un interesante dato a tener en cuenta…
En la página web www.parquesdesintra.pt tienen la posibilidad de enviar solicitudes para dejar comprada o reservada la visita y con eso se agilizan mucho los trámites de ingreso
Horario:
01/04 al 30/09, Lunes a Domingo de 10:00 a 19:00
01/10 al 31/03, L-D de 10:00 a 18:00
Último acceso una hora antes del cierre.
Cerrado el 1/1 y el 25/12.
Precio:
Palacio (incluye interiores y parque)
Niños hasta 5 años: gratis
Jóvenes hasta 17 años: 11 €
Adultos hasta 64 años: 13,5 €
Jubilados: 12,5 €
Familia (2 adultos + 2 jóvenes): 47 €
Combinados (validez de 30 días)
Pena + Capuchos: 16 € / Familia 50 €
Pena + Mouros/Monserrate: 17 € / Familia 54 €
Pena + Palacio de Sintra: 21 € / Familia 66 €
Pena + Palacio de Sintra/Queluz + Mouros/Montserrate: 25 € / Familia 81 €
Pena + Palacio de Sintra + Mouros + Monserrate + Capuchos: 32 € / Familia 99 €
Pena + Palacio de Sintra + Mouros + Monserrate + Capuchos + Queluz:  38 € / 120 €
Lisboa Card: 2 € de descuento

          CASTILLO DO MOUROS

Situado sobre la Sierra de Sintra, el Castelo Dos Mouros se encuentra junto al Palacio da Pena y ofrece unas estupendas vistas, por su altitud, el viento sopla con bastante fuerza.

Erigido por los árabes durante los siglos VIII y IX como enclave defensivo -para vigilar los caminos de tierra que unían Sintra a Lisboa, Cascáis y Mafra- y conquistado en el siglo XII por los cristianos de Don Alfonso Henríquez, primer rey de Portugal, aún conserva dos portones románicos y algunos frescos de la antigua necrópolis medieval
Con casi 450 metros de perímetro y 12.000 m² de área, de él apenas quedan las murallas, pero se conserva un paso de ronda que podemos recorrer para contemplar una hermosa panorámica de Sintra y el Atlántico.
Al este aún podemos apreciar algunos restos de la muralla exterior, donde se sitúa el acceso al recinto: una puerta árabe con arco de herradura.
La parte alta de la muralla está decorada con almenas.
Por último, cinco torres (cuatro de planta rectangular y una de planta circular) flanquean la muralla.
A la más elevada se la conoce como Torre Real -hay unos 500 escalones para subir hasta ella-. Dentro del castillo podemos encontrar también una antigua capilla consagrada a San Pedro y construida sobre una antigua necrópolis medieval
Junto a ella podemos ver una gran cisterna que data de época islámica; era la que abastecía al Palacio Nacional de Sintra.
Horario:
01/11 al 22/03, L-D de 10:00 a 18:00
22/03 al 31/10, L-D de 10:00 a 18:00
Último acceso una hora antes del cierre.
Cerrado el 1/1 y el 25/12.
Precio:
Niños hasta 5 años: gratis
Jóvenes hasta 17 años: 6 €
Adultos hasta 64 años: 7 €
Jubilados: 6,5 € (atención los jubilados a los que les hacen descuentos son a los pertenecientes a la comunidad europea no a los que pertenecemos a otros países)
Familia (2 adultos + 2 jóvenes): 25
Combinados (validez de 30 días)
Pena + Mouros/Monserrate: 17 € / Familia 54 €
Pena + Palacio de Sintra/Queluz + Mouros/Montserrate: 25 € / Familia 81 €
Pena + Palacio de Sintra + Mouros + Monserrate + Capuchos: 32 € / Familia 99 €
Pena + Palacio de Sintra + Mouros + Monserrate + Capuchos + Queluz:  38 € / 120 €
   Lisboa Card: 2 € de descuento

     QUELUZ
El Palacio Nacional de Queluz es otra excursión muy interesante que puede realizarse desde Lisboa.
En este caso, se trata de un palacio real construido a mediados del XVIII por encargo de los Braganza a los arquitectos Manuel Caetano de Sousa y Mateus Vicente de Oliveira.
De estilo barroco pero con elementos típicos de la arquitectura portuguesa, como los azulejos, fue residencia principal de la realeza, especialmente desde el terremoto de 1755 que asoló Lisboa, y hasta principios del siglo XIX, cuando los franceses invadieron elpaís y la familia real se vio obligada a exiliarse a Brasil.
 En declive, también, a causa de los monumentales palacios erigidos entonces en la vecina Sintra, el Palacio de Queluz terminó siendo cedido al estado, y tras sufrir un devastador incendio, a mediados del XX comenzaron a llevarse a cabo exhaustivos procesos de restauración que permitieron devolverle ese aspecto tan versallesco que podemos contemplar actualmente.
El palacio presenta una estructura con dos alas asimétricas que se abren al jardín, y sus principales elementos de interés son la fachada, en colores pastel y que presenta sucesivas balconadas; la Sala de los Azulejos, donde se representan escenas que aluden al pasado esplendoroso de las colonias portuguesas; la Cámara del Rey, donde se representan escenas de Don Quijote; el Salón del Trono,  utilizado también como salón de baile y la Sala de los Embajadores, recubierta de espejos y que recuerda a la famosa galería de los espejos de Versalles.
Por último, los jardines,
a los que se accede desde la parte posterior del palacio y que bien merecen un paseoentre sus escalinatas y naranjos.
En estos jardines podemos encontrar algo curioso: un canal revestido de azulejos que se llenaba de agua cuando algún miembro de la realeza quería dar un paseo en bote.
El palacio de Queluz ha ejercido en ocasiones, como residencia temporal para diplomáticos y Jefes de Estado extranjeros, y en verano sus jardines albergan conciertos y otros eventos.
Cómo llegar:

Desde la estación de Rossio, en los trenes de la línea Lisboa-Sintra (parada Queluz/Belas).

Horario:

09:00 a 19:00 (verano)

·         Última entrada 1 hora antes del cierre
Precio:

Niños hasta 5 años: gratis

·         Jóvenes hasta 17 años: 7,5 €
·         Adultos hasta 64 años: 9 €
·         Jubilados: 8,5 €
·         Familia (2 adultos + 2 jóvenes menores de 18 años): 31 €
·         Combinados (validez de 30 días)
·         Pena + Queluz + Mouros/Montserrate: 25 € / Familia 81 €
·         Pena + Palacio de Sintra + Mouros + Monserrate + Capuchos + Queluz: 38 € / Familia 120 €
   Lisboa Card: 2 € de descuento
 Si continuamos más al sur , la costa ya deja de ser una costa cobijada de vientos y se convierte en una costa acantilada y embravecida
Pero nosotros nos desviaremos hacia la zona del ALENTEJO , luego de recorrer todas estas increíbles ciudades perdidas en la sierra y que quizás nunca soñaron encontrar